martes, 6 de julio de 2010

Yo no olvido

 

Con tu sonrisa me despierto por las mañanas, aun tengo tu sonrisa en mis labios y tu llanto entre mis dedos.

Caminamos constantemente y a pesar de seguir la misma rutina, un día es nuevo siempre.


Deja blindarme el corazón para defenderme de tus ataques, déjame sentirte lejos.


Ahora somos como el Sol y la Luna, cuando llego te vas, tan radiante y potente sobre la palidez de mi alma, solitaria pero acompañada al mismo tiempo.



Ahora soy una sombra, una silueta abstracta pero sobria, de forma indefinida tratando de estabilizarse de alguna manera.


Ya casi no duermo, ya casi nadie duerme.


Maldita sea la hora en la que decidí ser quien soy, pues ya no hay vuelta atrás y aunque se torne infantil, a veces creo que disfruto pasear por estos parques y campos otoñales de tristeza y soledad.


"Pero nunca se pierde lo que se abandona, existe un lugar yo conozco la dirección. "


Es cuestión de buscar en la ficción de la realidad, y hacer que los fines de semana no tengan fin.

Fuimos hechos para vivir, mentir, juzgar... conozco tu papel, conozco el mío.



Publicar un comentario
 
© 2012. Design by Main-Blogger - Blogger Template and Blogging Stuff